Sexhop Online Ligar con chicas

Pamela nos presenta este artículo.

Pamela es una feroz loba en la cama. Si quieres conocerla personalmente, ver sus fotos o informarte de sus servicios, pincha en su foto o en el enlace siguiente: Ligar con chicas.

A la cama sin rodeos

Sin rodeos y sin pérdidas de tiempo. Ésa es la clave de comportamiento social en lo que se ha llamado “generación millenial”. ¿Para qué andarse con cartas de amor? ¿Para qué marear la perdiz si se tiene claro el tipo de relación que queremos vivir con una persona? ¿Para qué andar haciéndose cábalas? Mejor ir al grano. Hay apps de todos los tipos. De muchas de ellas ya hemos hablado en algunos de los artículos de este blog. Por eso sabes que si deseas contactar con chicas para, quizás, iniciar una relación, dispones de aplicaciones y redes sociales como Badoo, Meetic, Tinder o Ashley Madison. También sabes que si eres homosexual y quieres conocer a chicos que tengan tu misma orientación sexual, puedes echar mano de Grindr. Pero… ¿y si deseas, directamente y sin ambages, ir al grano y contactar con una persona con la intencionalidad clara de mantener relaciones sexuales con ella? ¿A qué app debes recurrir?

Nosotros te queremos proponer una opción que sirva para contestar esa pregunta, es decir, proponerte una aplicación de citas para que, en un futuro no demasiado lejano, puedas solicitar el mantenimiento de relaciones sexuales y conseguir, vía app, el consentimiento para que dichas relaciones tengan efecto. La opción que te sugerimos se llama LegalFling y es resultado del trabajo de una empresa holandesa que, gracias a la tecnología blockchain (la tecnología que está detrás, por ejemplo, del surgimiento del bitcoin, la criptomoneda o moneda virtual que nació en 2009), ha conseguido crear una aplicación en la que se proponen relaciones sexuales, se registra el consentimiento sexual y se transforma a éste en una especie de acuerdo legalmente vinculante.

¿Cómo funciona LegalFling?

LegalFling funcionaría del siguiente modo. Una vez conocido el teléfono de una mujer que te llamara la atención, te bastaría conocer su teléfono para, del mismo modo que envías un whatsapp, pudieras enviar una solicitud de mantenimiento de relaciones sexuales. En dicha solicitud podrías especificar tus preferencias sexuales y dónde colocarías el límite de las mismas. O sea: que gracias a LegalFling harías una propuesta de practicar sexo e indicarías en dicha propuesta las prácticas eróticas que te gustaría practicar durante el encuentro erótico. La persona que te contestaría a esta solicitud podría aceptarla íntegramente, aceptarla con enmiendas (podría retirar algún tipo de práctica sexual e incluir otra) o podría ignorarla o rechazarla de plano.

En el caso de aceptar la propuesta de relación sexual enviada a través de LegalFling, se crearía el acuerdo en el que se recogerían las condiciones del encuentro sexual: si se usa o no preservativo, si es necesario o no presentar un informe médico en el que se declare a la persona libre de todo tipo de enfermedades de transmisión sexual, si se pueden incluir prácticas sadomasoquistas o no y de qué tipo, si el sexo anal tiene cabida en el encuentro o no, si se pueden hacer fotografías en el mismo o si se pueden grabar vídeos, etc. La violación de cualquiera de las normas recogidas en el contrato que regula el encuentro sexual pactado a partir de Legal Fling constituye un incumplimiento de contrato. Como todo incumplimiento de contrato civil, el de éste podría conducir a la activación de cartas de cese y desistimiento, así como a la aplicación de multas coercitivas. Y todo eso podría activarse, al decir de los desarrolladores de LegalFling, con el acto simple y sencillo de hacer un clic en un botón.

El objetivo de los creadores de LegalFling es garantizar la expresión del consentimiento en todo tipo de relaciones sexuales, incluso en las relaciones a largo plazo. De hecho, sostienen los desarrolladores de esta aplicación para proponer sexo que LegalFling debería servir para “blindar las relaciones amorosas y sexuales a largo plazo”. Los creadores de LegalFling sostienen, además, que ningún usuario de la aplicación debería preocuparse por las infracciones de privacidad. El encriptado de todas las aportaciones a LegalFling garantizaría dicha seguridad a la hora de defenderse de posibles intentos de infracción de la privacidad.

Los creadores de LegalFling han intentado crear una aplicación que sea muy sencilla de usar. Pese a tener instalada la misma en nuestro aparato móvil, las solicitudes de consentimiento para el mantenimiento de relaciones sexuales podrían enviarse a través de WhatsApp, SMS o, incluso, a través de Facebook.

¿Deseas descargarte ya la aplicación? Paciencia. LegalFling está esperando que Apple y Google den su aprobación para que esta aplicación para proponer relaciones eróticas pueda descargarse y utilizarse en los móviles. Cuando esa aprobación haya llegado, la aplicación LegalFling podrá descargarse en dispositivos Android o iOS. Para saber cuándo podrás disponer de esta aplicación para proponer relaciones sexuales, infórmate regularmente en la web de LegalFling.


Dejar una respuesta